MÍRAME

 
Mírame

El Hogar Municipal de Transeúnte, que gestiona la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en colaboración con el Ayuntamiento de León, trata de evitar que las personas sin hogar pasen las noches con el suelo como colchón, entre cartones y paredes de vidrio esmerilado, en los vestíbulos de las sucursales bancarias.

Por este espacio, situado en la calle Panaderos, 426 personas sin techo pernoctaron en 2021. Pero, además, 70 recibieron respuesta en el servicio de acogida diurna que funciona desde el mes de octubre.

Sus objetivos pasan por acoger y ayudar a las personas sin hogar que, debido a su estado de marginación y carencia de medios económicos, demandan alojamiento, así como ofrecer alternativas de rehabilitación, promoción e inserción social a las personas que deseen ocupar el lugar perdido en la sociedad y reconstruir su proyecto vital.

Dejar a un lado unos juicios de valor se revela como “la asignatura pendiente para una gran parte de la sociedad”. Por ello, es fundamental intentar comprender su contexto y, desde ahí, con corazón, razón y recursos, avanzar en pro de la justicia social.

¡Conoce a estas personas un poco más de cerca!

Uno de la calle