Noticias


Jueves 23 de Diciembre de 2021

Los menús del Hospital San Juan de Dios de León se visten de fiesta

El servicio de cocina, gestionado por Aramark, ha diseñado platos especiales para Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo y Reyes con el objetivo de hacer más llevadera la estancia a aquellos pacientes que tengan que permanecer ingresados en el centro médico en estas fechas tan señaladas
Los menús del Hospital San Juan de Dios de León se visten de fiesta

Los pacientes del Hospital San Juan de Dios de León disfrutarán en la cena de Nochebuena de un menú que incluye crema de marisco como entrante; lombarda rehogada con almendras y manzana, así como lubina a la espalda con tomate provenzal y patata panadera, como platos principales; y copa de chocolate y nata de postre.

Para las personas que deban pasar estas fechas ingresadas los menús diseñados por el servicio de cocina, gestionado por Aramark, se vestirán de fiesta con el fin de hacerles más llevadera la estancia lejos de sus hogares. De este modo, aquellos cuyo estado clínico se lo permita comerán al día siguiente, Día de Navidad, tosta del payés con gulas y piquillos seguida de una ensalada de canónigos con granada y salsa rosa; pavo en pepitoria; y, de postre, arroz con leche y dulces navideños.

“Siempre que sea posible se adaptarán los platos a aquellos pacientes que tengan alguna limitación dietética en función de su situación y patología en curso”, ha explicado el responsable de Nutrición y Dietética del Hospital de San Juan de Dios, Pablo Rodríguez Bernal, sobre unas modificaciones que “consistirán en cambios textura de los alimentos o bien en la restricción de ciertos ingredientes que puedan comprometer la salud y recuperación de la persona”.

Siempre que sea posible se adaptarán los platos a aquellos pacientes que tengan alguna limitación dietética en función de su situación y patología en curso

Para despedir el año 2021, la cena de Nochevieja estará compuesta por crema de setas con crujiente de cecina, endivias con salmón, queso y vinagreta de menta, lomo de bacalao sobre cama de calabacín asado, flan de huevo y las tradicionales uvas de la suerte.

Tras abrir boca con una ensalada de pimientos rojos con bacalao marinado, el almuerzo de Año Nuevo estará protagonizado por un lechazo asado con patatas panadera. Platos que siempre estarán adaptados a sus necesidades nutricionales.

El tradicional roscón de Reyes

Ante la llegada de Sus Majestades los Reyes Magos, los pacientes se encontrarán en sus bandejas con el tradicional roscón de postre. Pero, antes, sus paladares disfrutarán de una cena a base de sopa castellana con huevo escalfado y de un pollo de corral con ciruelas pasas y orejones.

Para cerrar, al día siguiente, una ensalada templada de gulas y setas abrirá un menú en el que el solomillo de cerdo con reducción de vino tinto será el plato estrella. Y para rematar, profiteroles. Porque la Navidad también se sirve en bandeja.

Compartir esta noticia
Compartir en facebook      Compartir en twitter